7 Programas japoneses que marcaron a los niños de los noventas

La televisión peruana alguna vez estuvo orientada a los niños. En el canal del Estado y algunos canales privados, estos formatos japoneses nos cautivaron.

7 Programas japoneses que marcaron nuestra infancia en los 90s | Fuente: Fotor
CUENTOS JAPONESES. Las historias eran protagonizadas por marionetas y siempre dejaban un mensaje. No era muy conocidas, por lo que siempre terminábamos enganchados. | Fuente: Google
NIÑOS EN CRECIMIENTO. Es un programa clásico en el Japón, pues se estrenó en 1959. Los protagonistas son marionetas. | Fuente: Google
NICO Y TAP. Ese es el nombre de los protagonistas, pero el programa se llamaba "1,2,3, matemáticas". | Fuente: Google
FLASHMAN. Este programa también se emitía por canal 5 e incluía robots gigantes. | Fuente: Google
LIVEMAN. El programa emitido por Panamericana Televisión. Era la historia de un grupo de estudiantes de élite que pelean con trajes desarrollados por ellos. | Fuente: Google
NOPO Y GONTA. Su verdadero nombre era ¿Puedo hacerlo yo? y era producido por NHK. Muchos canales nacionales de América Latina compraron el programa y lo emitieron en los noventas. | Fuente: Google
JIBAN. El personaje es un detective robot, el regreso a la vida de Naoto, un policía que fue asesinado por los villanos de la serie. | Fuente: Google

Japón nos ha dado más que solo tecnología. Sus formatos televisivos, comprados en su mayoría por el canal nacional, alegraron la vida de muchos niños de los noventas.

A diferencia de lo que hoy abunda en la televisión, en aquellos años no había realities y los talsk shows no llegaban aún. La programación para niños era la más importante y los canales estaban llenos de dibujos animados y series. Tras el anuncio de que muchos clásicos de los noventas regresan al cine y la tele, no sería descabellado pensar que estos programas también puedan volver. 

Lo extraño es que formatos japoneses, llegados desde el otro lado del mundo, de un lugar con una cultura muy distinta a la nuestra, hayan logrado calar tanto en nosotros. Aquí te mostramos siete ejemplos.

Ver noticia completa